Cuando confluyen profesionalidad, dedicación, conocimientos, vocación y todos los etcs. que queramos añadir, el resultado no puede ser otro que ESCUELA ACTIVA SAVIA.

Lástima que mis hijos hace ya mucho tiempo que acabaron los estudios. ¡Lo que hubieran disfrutado con esta nueva pedagogía y didáctica!
Aprender a ser autónomo y potenciar todo lo que cada uno llevamos dentro, en un mundo cada vez más cambiante, es maravilloso.

¡Ojala muchos colegios sopesasen estas necesidades para sus alumnos! No creo que ninguno se levante cada mañana sin ganas de ir al colegio.